En inglés Guiding Good Choices, es un programa preventivo de la organización Channing Bete Company (Estados Unidos), que en Colombia lo implementa la Corporación Nuevos Rumbos.  Se desarrolla con el fin de formar en competencias familiares a los padres de niños con edades entre 9 a 14 años y su objetivo central es enseñar a los padres cómo reducir el riesgo para que sus hijos no presenten dificultades con el consumo de sustancias psicoactivas.

Guiding Good Choices está basado en las investigaciones realizadas por el Dr. David Hawkins y Dr. Richard Catalano de la universidad de Washington; quienes identificaron 20 factores que incrementan el riesgo de que las personas jóvenes se involucren en problemáticas asociadas al consumo de alcohol y otras sustancias psicoactivas, además, de otros comportamientos problemáticos como la violencia, delincuencia, abandono escolar y embarazo temprano.

Encaminándolos hacia Buenas Decisiones, se centra en fortalecer estos factores de protección en la familia para disminuir la presencia de dichos comportamientos problemáticos; además, de generar redes de apoyo entre las familias participantes, como soporte de sus procesos de crianza y desarrollo familiar.

El programa tiene cinco sesiones, con una duración aproximada de 2 horas por semana, las cuales se sugieren realizar cada 15 días. El número total de familias por sesión puede oscilar entre 5 a 15 familias máximo. Las sesiones son las siguientes:

 Sesión 1: Cómo Prevenir el Uso de Drogas en su familia

Las familias se sensibilizan sobre el alcance y consecuencias negativas que tiene el consumo de sustancias psicoactivas en menores de edad y cómo se presenta esta problemática no solo en las familias, sino en el colegio y la comunidad. En esta sesión, se identifican los factores de riesgo y de protección frente al consumo y otras problemáticas familiares.

Sesión 2: Cómo desarrollar creencias saludables y estándares claros

Se discute la importancia de desarrollar y establecer acuerdos familiares y expectativas claras sobre ciertos comportamientos. A través de mesas de trabajo a nivel grupal, los padres exploran cómo se sienten acerca de situaciones relacionadas con el abuso de sustancias, por ejemplo qué hacer si sus hijos estuvieran con una persona que fuma, o si se le debe permitir a un niño beber alcohol en ocasiones especiales.

Sesión 3: Cómo decir no a las drogas

En esta sesión participan los padres y sus hijos, quienes aprenderán, a través de la práctica, los pasos para decir no y mantenerse alejados de problemas, sin perder a sus amigos y sin dejar de divertirse.

 Sesión 4: Cómo controlar y expresar su ira de manera constructiva

Los padres aprenden a manejar los conflictos familiares de una manera que mantiene y fortalece los lazos con sus hijos.

Sesión 5: Cómo fortalecer los lazos familiares Los padres aprenden formas de fortalecer los lazos familiares y aumentar la participación de los niños en la familia durante la adolescencia. Los padres también aprenden a crear una red de apoyo entre las familias.

Metodología de trabajo: EBD utiliza una metodología interactiva, en la que se requiere un trabajo grupal continuo con las familias, a través de dinámicas, juegos de roles, psicoeducación y mesas de discusión sobre los temas abordados y el material audiovisual que guía el entrenamiento.

Evaluación: EBD cuenta con un plan de evaluación de procesos y resultados para determinar en qué medida se cumplió con los objetivos propuestos por este programa preventivo.

 Material para las familias: Se entrega un libro de trabajo (Guía familiar) en el que la familia encontrará los temas que se abordaron en las sesiones, ejercicios para practicar las habilidades entrenadas y material adicional para seguir encaminando a sus hijos hacia buenas decisiones.